¿Cómo funciona un juicio oral penal?



Cualquiera de nosotros podríamos formar parte de un procedimiento penal, ya sea como acusados, ya sea como demandantes, Ante una situación como esta es totalmente natural y lógico sentir nervios y dudas pues se desconoce la forma en la que se va a desarrollar el juicio oral penal.  Hoy nos ocuparemos de las líneas maestras de este proceso, sabremos cuáles son los pilares en los que se apoya y cómo se desarrolla un juicio oral.

Qué es y en qué se fundamenta el juicio oral penal

El juicio oral penal es la última etapa de un procedimiento penal que se tiene lugar una vez concluida la fase de investigación o instrucción y la fase de acusación provisional.

El procedimiento penal se produce a consecuencia de la sucesión de unos hechos que el Código Penal tipifica como delitos y que en consecuencia, acarrean penas de privación de libertad y/o multa en múltiples formas.

No debemos olvidar que el procedimiento penal no finaliza con la sentencia dictada por el tribunal, pues cualquiera de las partes podrán recurrir ante instancias superiores en la forma en que establezca la ley.

El juicio oral penal se sucede en todos los procedimientos penales una vez que se dicte el auto de apertura de la vista oral, ya sea un procedimiento ordinario por delitos graves, un procedimiento abreviado, un procedimiento con jurado…

El juicio oral penal es la etapa en la que se practican las pruebas, incluidos los testimonios de acusado y los testigos, los peritos, etcétera, y cada una de las partes presenta las alegaciones ante el tribunal o juez para que éste dicte sentencia

Dos son los principios fundamentales que rigen el juicio oral penal:

  • El principio de contracción, o de igualdad de las partes en el proceso en tanto que todas ellas dispondrán de las mismas armas y condiciones para defenderse y para acusar.
  • El principio de inmediación, pues tanto las diligencias practicadas en la fase de instrucción como las no efectuadas, serán practicadas ante el juez o el tribunal con el fin de que puedan ser sometidas a la contradicción de las partes.

Otros de los principios que rigen todo juicio oral penal son:

  • El principio de oralidad, en tanto que las partes expondrán sus alegaciones a viva voz
  • El principio de publicidad, de tal forma que, salvo excepciones, cualquier persona puede asistir como observador a la celebración de un juicio oral penal.

 

injurias

Desarrollo del juicio oral penal

Cuando el Juez de Instrucción, considerando que existen pruebas y/o inducciones suficientes de que los hechos tratados pueden ser constitutivos de delito, remite todas las actuaciones hasta el Juzgado de lo Penal, se dicta la apertura de juicio oral penal. En ese momento el imputado (o imputados) ya adquiere la condición de acusado y será conocedor de las posible responsabilidad derivada de sus actos.

La Sala de Vistas es el lugar donde se desarrollará la vista oral o juicio oral penal. A ella accederán las partes. Antes serán nombradas por el oficial debiéndose identificar con su DNI en vigor; los abogados y los procuradores deberán hacerlo con su carné de colegiado.

Dado que la vista oral se rige por el principio de publicidad, salvo excepciones, aquellos ciudadanos que lo deseen podrán asistir como público.

Los peritos y los testigos permanecerán fuera de la sala hasta el instante en que sean llamados a declarar.

El juicio oral penal se inicia con la lectura por parte del secretario de los escritos de acusación y de defensa. A continuación, el juez o tribunal interpelará, por este orden y no otro, a los abogados de la acusación y de la defensa, y al Fiscal. Estos deberán comunicar si consideran que existe alguna causa que pudiese afectar a la competencia del Juzgado o suponer la vulneración de alguno de los derechos fundamentales del acusado. Si se presenta alguna alegación, el juez la dirimirá en ese mismo momento y el juicio oral penal continuará adelante.

En algunas ocasiones, acusado, denunciante y Ministerio Fiscal pueden haber llegado a un acuerdo. Si es este el caso, el juez comprobará que la calificación del delito y la pena acordada son correctas, dictará sentencia en ese momento y el juicio habrá finalizado. De no haberse llegado a acuerdo previo alguno, se iniciará la segunda fase de la vista oral, lapráctica de prueba.

Esta fase se inicia con la declaración del propio acusado al que podrán preguntar, en este orden, el juez, el abogado de la acusación, el Ministerio Fiscal y el abogado de la defensa. Concluida la declaración del acusado, permanecerá en la sala de vistas hasta la finalización del juicio observando cómo se desatora el proceso pues, como veremos más adelante, aún podrá intervenir una vez más.

Una vez que el acusado ha prestado declaración, llega el turno de los testigos, si los hubiere, propuestos por el fiscal, la acusación particular y la defensa. Serán llamados en este orden exacto, y no otro.

Tras ellos, los peritos propuestos por las partes ratificarán y resolverán las cuestiones planteadas, en calidad de expertos, siendo habitual la exposición de pruebas y documentos durante esta fase más técnica.

Tras ello, el juez preguntará a los abogados de la defensa y de la acusación y al fiscal si mantienen la calificación del delito y la pena inicialmente solicitada o, por el contrario, efectúan alguna modificación.

En caso de no efectuarse modificación alguna, el juez concederá un último turno de palabra al Ministerio Fiscal primero, seguido por el abogado de la acusación y el abogado de la defensa, en este orden. Cada uno de ellos defenderá su posición respectiva fundamentando su intervención. Finalmente, el acusado tendrá una última oportunidad para efectuar su última declaración. Podrá aceptar o rechazar y tras ello, el juicio oral penal quedará visto para sentencia.



¿Dudas legales?. Consulta con Abogados especialistas en Derecho Penal. De forma rápida y segura. Rellene el formulario, le enviaremos la respuesta y solucionará su problema pulsando aquí.



J. Alfocea

Licenciado en Historia y Periodismo. Un apasionado por comunicar todo lo que pueda despertar interés